Máster

Este Máster analiza la problemática del envejecimiento y la dependencia conjugando los aspectos sociosanitarios, jurídicos, psicológicos, médicos, económicos y demográficos.

La titulación que se propone da respuesta a la necesidad de ofrecer estudios multidisciplinares sobre el envejecimiento y la dependencia, lo que no solo tiene un notable interés desde el punto de vista académico y científico, que redundará en una mejora de los conocimientos existentes sobre las mismas, y en consecuencia en una mejor atención a las personas mayores y dependientes, sino que además reúne un claro interés profesional.

En esta línea, con la Titulación propuesta no sólo se contribuye a adecuar la formación de los egresados con la demanda del mercado laboral, sino que se avanza en la consecución de una mejora efectiva de la calidad de atención, junto a una mayor intensidad, frecuencia y diversificación de los cuidados y una asignación más idónea de los usuarios a los distintos servicios. En la atención a los mayores y dependientes, la calidad humana de los cuidadores, su motivación personal y profesional y su cualificación y profesionalidad son elementos fundamentales. El logro de una atención de calidad requiere de una política de recursos humanos que dimensione adecuadamente las plantillas de cada tipo de centro y servicio; defina con precisión las tareas y funciones que ha de desarrollar cada profesional o grupo de profesionales; establezca los niveles de conocimientos técnicos requeridos, la capacitación profesional necesaria y el perfil profesional más adecuado para cada puesto; ponga a punto métodos y canales idóneos para la selección del personal; dedique tiempo y recursos suficientes a la formación inicial y continua, y fije unas condiciones de trabajo (jornada, horarios, retribuciones, estabilidad, etc.) adecuadas.

Dado el carácter multidisciplinar y transversal del Título propuesto, la naturaleza de las actividades profesionales en las que se desarrollará la vida laboral de los egresados es muy diversa, aunque se agruparían en torno a cinco categorías:

  1. Ámbito sanitario: medicina (general y geriatría), enfermería geriátrica, fisioterapia, terapia ocupacional.
  2. Psicogerontología y gerontología social.
  3. Dirección y gestión de servicios sociales, programas y centros de la tercera edad y personas dependientes.
  4. Asesoramiento legal y social respecto de problemas de mayores, dependientes y personas con discapacidad.
  5. Función pública vinculada a la materialización de programas de acción social.